84 muertos y más de 50 heridos. Personas inocentes víctimas de la barbarie, personas tan inocentes como cada uno de nosotros. Por todas esas personas que han perdido la vida, por todos sus seres queridos, por todos los heridos y afectados…  queremos expresar nuestra compasión y apoyo. ¿Cómo encontrar respuestas ante el dolor provocado por el fanatismo ?
 Es natural que un hecho genere en nosotros miedo, rabia y odio hacia aquellos que causaron tanto daño. Hace menos de un año Matthieu Ricard, gran científico, pacifista e inspirador del movimiento de la compasión escribía en su blog a raíz de los atentados en Francia que ¨Si tratamos de resolver el odio con el odio, el problema nunca terminará¨.
Y por supuesto que no se trata de quedarnos quietos ante estas acciones intolerables. Se trata de hacer todo lo flor compasionposible para que  no se repitan. Y al mismo abrir nuestras mentes y nuestros corazones. Dice Ricard que se trata de ¨entender que los terroristas probablemente no nacieron con el deseo de matar ni crear sufrimiento¨
Podemos preguntarnos por las causas que han que han llevado a que esta sociedad pierda la cabeza así. Podemos preguntarnos por el tipo de ambiente y de educación que genera personas llenas de odio.  Y continúa haciendo un llamamiento a aplicar el bálsamo de la compasión a nuestras heridas, a nuestro dolor y a la locura del mundo:
¨La compasión es el deseo de atender estas causas de manera muy parecida como a la de un doctor que busca terminar con una epidemia. Cuando la mente de una persona ya ha sido inundada por el odio, el tenerle compasión significa contemplarlo de la misma manera en la que un doctor se aproxima a un paciente que está mentalmente enfermo. Primero, habría que prevenir que se haga daño. Como un doctor que es capaz de atender la causa de la enfermedad mental sin destruir el cerebro del paciente, debemos considerar todas las posibles alternativas para resolver el problema. Esto significa que debemos atender las desigualdades en el mundo: ofrecer a los jovenes mejor acceso a la educación, mejorar la situación de las mujeres y tantas cosas más. Necesitamos eliminar los ambientes sociales que permiten que estos movimientos extremistas se arraiguen. ¨
Ha llegado la hora de actuar, de hacer algo para construir sociedades más sanas. A ello podemos contribuir abriendo nuestras mentes mediante el cultivo de la comprensión y nuestros corazones mediante el cultivo de la compasión. Y esto es algo que podemos hacer cada uno de nosotros día a día. De esta manera estaremos haciendo algo para que la brutalidad y el fanatismo no continúen expandiéndose como un virus de locura en nuestro mundo.
Comparte esto:
FacebookTwitterGoogle+Compartir

Comments are closed.

Nuestra web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejor servicio. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información en cualquier momento.

CERRAR